¿Tocas la trompeta, la flauta o el trombón?

Tocar la trompeta con brackets

Si tocas algún instrumento de viento y estás pensando en corregir tu sonrisa, no lo dudes más. Los brackets no supondrán ningún obstáculo a la hora de tocar o ensayar y durante el tiempo que lleves los brackets, tu nivel como usuarios de instrumentos musicales no va a bajar. De hecho, se puede tocar con una dentadura mal colocada, pero cuanto más perfecta sea menos problemas habrá para tocar los instrumentos, es una cuestión puramente física.

Adaptarse a tocar con brackets
Una nueva situación requiere siempre un periodo de adaptación. La colocación de los brackets te obligará a modificar algunos de tus hábitos diarios y, del mismo modo, a que te acostumbres a practicar con ellos. El primer efecto es la pérdida del registro agudo y la incapacidad de picar limpiamente. Son síntomas que irán desapareciendo poco a poco y sólo en días llegarás de nuevo al 100% de su capacidad. Un truco para acelerar el proceso es practicar con lecciones que no tengan notas agudas o que tengan pocas hasta que se cumpla el proceso de adaptación y evitar así que el paciente se desanime y abandone la práctica musical.
Un caso especial es cuando el paciente ya tenía problemas para tocar sin los brackets y ahora su dificultad es mayor. La clave en estos casos en utilizar la imaginación a la hora de elegir el repertorio para conseguir motivarle.
Además de eludir piezas con notas agudas, hay algunos otros dos trucos que pueden allanar el camino del paciente que acaba de ponerse brackets a la hora de tocar instrumentos musicales de viento.

boquilla TIJERAS BRACKETSExisten boquillas especiales para tocar con brackets. Consiste en colocar una barrita de silicona en los brackets para evitar que éstos se claven en la mucosa del labio al tocar. Nosotros te las proporcionamos en la Clínica Boccio.

Una segunda opción es elegir la ortodoncia invisible Invisalign, una de las especialidades de la Clínica Boccio. Son unas fundas transparentes que pueden quitarse a la hora de comer, de lavarse los dientes y también de practicar con el instrumento musical.
Invisalign

O también la ortodoncia lingual. Los brackets van por las caras linguales de los dientes y no interfieren a la hora de tocar un instrumento.

Ya me han retirado los brackets… ¿ahora qué?
Enhorabuena, ya lo has conseguido. Tu sonrisa es perfecta y has seguido practicando. Ahora tienes por delante un nuevo proceso de adaptación, lo único que necesitas es paciencia para conseguir que la musculatura de la boca vuelva a su estado normal antes de usar brackets. Si flaqueas, sólo tienes que sonreír delante del espejo y verás que ha valido la pena.

Leave a reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>